miércoles, 16 de julio de 2008

Una Asturiana de Rango: Mi Abuela!

Doña Matilde Fernández Cadenas

Así se llamaba mi abuela, mi “ Ita” como yo le
Llamaba.
Nació en Cangas del Narcea, Asturias, un día 22 de Septiembre del año 1903, hija de Don Domingo Cadenas y de María del Carmen Fernández. Era la menor de once hermanos.
Vivió en una casa de campo, dedicándose a la agricultura y ganadería. Todos los años levaban los bueyes y ganado a la Feria para su venta, a veces con exiguas ganancias, otras menos, pero ahí estaban, con esmero, dedicación y trabajo.
Su infancia se vio entre rondas, juegos propios de la corta edad, y su adolescencia la descubrió llevando los rebaños a pastar, se sentaba bajo un castaño y tejía en crochet las medias de lana para abrigar a su familia.
Mientras realizaba tal menester cantaba a veces, otras , pensaba en dudas cartesianas, o existencialistas, como:
-“¿A que vine yo aquí, a este mundo?’ O ¿cuál es mi misión?
Preguntas sin respuestas la más de las veces, y sin posibilidades de preguntar a eruditos del tema, solo los días domingos la cura párroco, pero las contestaciones recibidas no le satisfacían.
Al los 17 años se le ocurrió venir a la Argentina, Sus padres se opusieron a ello. Entonces se declaro en huelga de hambre, y sus padres a verle en tal estado de delgadez, palidez, le dieron permiso.
A los 18 años de edad, una valija, algunos duros, un sin fin de ilusiones, de “hacer la América”y la tristeza de una despedida con promesa incumplida de volver pronto, realiza el viaje soñado.
Fue recibida con algara boto de parte de sus tíos y primos, residió con ellos un tiempo, pero pronto la realidad la golpeó. De ser la niña de la casa, paso a ser una empleada doméstica con cama adentro y franco los días domingos.
Miro el cielo, camino las calles porteñas, y vivió en casa extraña, guardo sus lamentos, en las pocas horas descanso entre sueño y llanto ahogado de madrugadas y lágrimas enjuagadas en almohadas y abrazos a sabanas con sabor a nada.
Su desolación era su compañía y saudares cobraban vida en su interior, la extrañeza de su madre, “ sua casa, y tantos saudares”…, y áquel lamento como letanía:
“Madre querida, mia madre que deije alá, en mia casa, mia terra, pidote, Vigencita de Covadonga por Ela, y para mi, que me protejas”
Entre pensares, rezos y trabajo su vida transcurría. Un día domingo en un baile en el club español conoce a un joven llamado Don Antonio Lombardía, nacido en Lugo, Galicia, quién llegó a éstos lares en el año 1912 junto a sus padres y hermana.. Al poco tiempo se pusieron formalmente de novios.
Antonio trabajaba en las tierras de su padre, y al poco tiempo se independiza teniendo reparto de leche propio.
Se casaron un 16 de julio del año 1925, en la Iglesia de Nuestra Señora del Pilar.
Al tiempo adquieren una propiedad en Villa Ballester, provincia de Buenos Aires y un 12 de agosto del año 1927 nace su única hija Matilde, - mi madre-.
Trabajaron muy duro y ayudaron a otros, sin embargo la crisis del año 1930, les golpeó su economía fuertemente, La asturiana de rango no flaqueo, preparo conservas, dulce de leche, quesos, crema y dulce de uva de vides propias, confeccionó medias de lana, tejidos y todo ello lo comercializo, colaboró con mi abuelo herrando los caballos, en el trabajo de quinta y en la higiene de los tarros del reparto, y preparaba los almuerzos para la peonada, Todo ello era insuficiente, entonces mi abuelo por las tardes trabajote albañil, y comenzó junto a un amigo a realizar trabajos administrativos en una inmobiliaria.
Pasados cuatro años ya se estabilizaron, y en el año 1932 ingresaba al instituto santa Ana su hija Matilde Lombardía, con impecable uniforme y blanco delantal.
En el devenir del tiempo Don Antonio ingresa a trabajar en los ferrocarriles argentinos, vende el reparto, y reserva ese ingreso como ahorro.
En el año 1940 edifica una casa, y se asegura una renta.
En el año 1952 su hija se casa con Don Alfredo García, Y en 1954 nace la única nieta de una asturiana de rango que llevo el mismo nombre que el de su madre: María del Carmen- y que soy yo-.

Pasaron los años y la abuela asturianamira a través de la antigua ventana con nostalgia..., canta, ríe, llora, tiene saudares, y cuenta a su nieta las historias, hace bizcochuelos, y amasa “Pan con Susurros” y entre horneadas en su sillón hamaca da asu nieta lecciones de vida.
Le cuenta:
-“Ah, mi niña ,he tenido tantos saudares, y cuánto lamenté dejar a mia madre, ala, en mi aterra, mi casa, la alegría de mis hermanos alveir de su faena, y la mesa tendida y la comida pronta a servir con pan recién horneado, ah!, cuanto deije… A veces pensó en elos, co estarán; he llorado tanto y no teño lágrimas para elo. Ya esta feito, no hay voltaatrás, solo le rezo a la virgen de la Covadonga, ah, mia casa, mia madre, mio padre, mios hermanos, ah mi aterra…”
Secaba sus lágrimas con disimulo, y yo le abrazaba y besaba sus manos, y con mis manos aún pequeñas le acariciaba su rubio cabello, queriendo calmar tanto de tanto!
Tanto dolor, ese dolor que por dentro taladra y lástima hasta el tuétano Luego juntas merendábamos, y ella, la asturiana de rango cantaba.
Transcurrió la vida, su esposo falleció, sobrevino el duelo.
En el año 1983 cumplió 80 años, y no quiso fiesta, quiso que le ayudaran a pagar el viaje a su tierra para ver al único hermano que quedaba vivo y a sus sobrinos y su tierra.
Así fue le pagamos el viaje y por tres meses estuvo ala en su aterra.
Se encontró con su hermano Don Alfredo Fernández Cadenas y toda su bellísima familia.
Cuánta emoción, el reencuentro, los abrazos, y tanta historia contada y vida por mi abuela, que gran parte quedo en ella como debía ser.
Volvió a ver lo que aún quedaba de sua casa, y el castaño, mudo testigo de su niñez, adolescencia y de sus dudas filosóficas y su crochet; se entristeció de verla, pero guardo en sí toda aquella hermosa vivencia
La felicidad que tenía al llegar de regreso, no tengo palabras para transcribirlas.
Mi abuela Matilde, una Asturiana de rango viajo ala inmortalidad un 6 de Abril del año 1991, a la edad de 88 años cumplidos.
Quizá de vez en vez visite sua terra, sua castaño, sua saudares, pero siempre estará en Mí!


****************************************************************************************************************
Espero que les haya gustado este relato biográfico de alguien especial que tanto me amo y tantisímo mao todavía, no puedo nombrarla sin aguantar las lágrimas que a borbotones inudan la redondez de mi rostro y caen cuál preciadas bendiciones sobre el teclado.

****************************************************************************************************************
Otras cositas de la abuela...
Ir al blog www. las recetasde aabuelamatilde.blogspot.com
o bien desde este blog el enlace Recetas

32 comentarios:

Carol dijo...

Que historia hermosa y más aun siendo verídica, una GRAN HISTORIA DE VIDA. Me encantan tus blogs son muy lindos y se nota que la persona de detrás escribe, es muy valiosa.
Me hubiera gustado conocer la historia de mi abuela, que es rusa, y por motivos de la vida estamos alejadas.
Sinceramente las palabras que dejás en mi blog me alientan a seguir a pesar de las dificultades, y en esos momentos un poco nublados.
Abrazos y muchos cariños!

AGUALUNA dijo...

Mi niña, que hermosa historia de vida nos has contado...la de tu abuelita.
Sin duda, una mujer con mucha fè,sacrificio, empuje,entereza y amor.
Por lo mismo, debe estar en compañìa de los àngeles, para cuidar a toda su familia y a sus descendientes desde el Cielo.
Debes de estar orgullosa de ella, pues cualquiera se sentirìa feliz de haber tenido una abuelita tan llena de alma como ella.
Gracias mi querida Marìa del Carmen por compartir un pedacito de tu vida y felicidades por haberla disfrutado en vida , como concluyo que lo hiciste.

Un besito y un enorme abrazo mi querida amiga.

Agualuna

Daniela dijo...

María del Carmen...Feliciddades en tu día. Mil gracias por tus regalos.
Me gustó mucho lo que cuentas de tú abuelita, en cierta forma yo me separé de mis abuelos por venir a otro país y es difícil no tener añoranzas, cuando tenemos seres queridos que viven lejos.
Besos.

Sergio dijo...

Que historia la de tu abuela, verdaderamente conmovedora, pero así pasa con los que emigramos el la adolescencia, no podemos saber si fue acierto o error.

Espero que mis nietos me quieran como tú quieres a tu abuelita, no hay nada más bonito.

Saludos

Shanty dijo...

María del Carmen: Me ha gustado mucho que me invitaras a conocer la historia de tu abuela. Me la leí completa y admiro enormemente a esas mujere de antaño, tan llenas de valentía y vigor. A pesar de los malos momentos, siempre echó para adelante, ayudó mucho al abuelo a salir adelante y con esa alegría que tanto la caracterizó. Por el otro lado, se nota que era una mujer profunda que pedia respuestas, esas que todos nos hemos hecho en algunos momentos de nuestra vida y a las cuales dificilmente les encontramos respuestas convincentes.
Tu amor por ella me sobrecoge. Murió hace hace 17 años y aún lloras por su pérdida. Qué especial ha de haber sido contigo y cuanto amor te prodigó. Hacer un blog en su memoria ya indica el amor que le sigues teniendo. A pesar de su muerte, sabes que en algún lugar te ama, te cuida y que estarán juntas en la eternidad.
Buen día María del Carmen y me uno a tu dedicatoria de amor hacia tu abuela, que valoro.
Muchos besos,
Shanty

ESPEJO DE MI ALMA dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
ESPEJO DE MI ALMA dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
La Gata Coqueta dijo...

Hola buenas noches!
¿Que tal estas?
Me ha encantado como describes la vida de tu abuela, yo me llamo igual y me apellido igual que ella vale.(por lo menos el primer apellido)
Por otra parte después de sus avatares de la vida lo que más me a satisfecho es que pudiese regresar a ver lo que quedaba de su niñez-juventud eso es lo más bonito que le pudo haber pasado.

Luego yo había notado ya el otro día que te expresas mucho en gallego y hoy ya se porque, es por el abuelo, casi todo en gallego en asturiano nada, y luego hablas de tu cara redonda, osea que llevas los genes de esa zona.

Te felicito por lo bien que lo has puesto, seguro que desde el cielo te estaba mirando y enviando las mejores bendiciones para ti y para toda tu familia.

Si ella viese esto "antroxaria"(asturiano puro).

Recibe un caluro abrazo y felicidads aunque sean un poco tardias.

caterinacortes dijo...

Muy bello este post! Realmente precioso. Los abuelos juegan un papel muy importante en nuestras vidas, por los valores que nos inculcan, su cariño... Yo al menos me siento muy afortunada de haber tenido los que me han tocado, por todo lo que me han enseñado y aportado.
Un beso, amiga! ;)

ESPEJO DE MI ALMA dijo...

Que historia mas linda la de tu abuela y que lindo saber con exactitud tus orígenes y guardar con tanto amor sus recuerdos y su amor admirable gracias por compartir su historia..besitos..Nancy

Camille Stein dijo...

feliz día del amigo para ti también...

un beso

:)

amigoplantas dijo...

Retomo tu sugerencia vsitando este blog, con esas palabriñas en "bable" asturiano que acercan más el relato a la persona que lo inspiró

Una mujer capaz de sacar adelante una casa, y capac de cantrurrear mientras preparaba el pan o hacía mermeladas o crochet; excelente representación de lo femenino y a la vez fuerte

Enhorabuena a su nieta

(amigoplantas = celebrador)

Pedro dijo...

He disfrutado enormemente leyendo este relato biográfico. Has sabido hilarlo tan divinamente que casi he sido capaz de saborear ese pan con susurros que debía estar exquisito.
Indudablemente tu abuela pasó a la inmortalidad a través de ti, y eso es algo que te honra.
Besos desde esta España que te pertenece en parte.

ALAS DE MI LIBERTAD dijo...

primero gracias por visitar mi rinconcito, he invitarme al tuyo,bella historia la de tu abuela,valiente y luchadora un gran ejemplo a seguir,te enlazo a mi blog y te dejo un beso amiga

MARISEL dijo...

María del Carmen, agradezco a Dios y a la vida el comenzar hace no mucho tiempo a poner mis poesías en un blog, el cual me ha llevado en los enlaces a conocer gente maravillosa, con historias como este relato que compartes y al cual leía viviendolo y asomaban a mis ojos las lagrimas, es solo el comienzo de conocerte, poco a poco iré leyéndote visitando todos tus blogs y contándote un poco mas de mi...
Tengo 2 blog que se enlazan, uno de poesía otro de Chiapas el estado (provincia) en donde vivo...soy mexicana.
Un beso

Trini dijo...

Hola Marí Carmen
Me he emocionado con esta historia sobre la vida de tu abuela; sin duda, una gran mujer.
Me alegrado de saber que antes d emorir volvió a reencontrarse con su tierra y su hermano y su castaño.

Me gustó y emocionó el relato.

Besos y gracias por tu visita y palabras

solopoesie dijo...

¸.•´¸.•*´¨) ¸.•*¨) ¸.•´¸.•*´¨)
(¸.•´ (¸.•` * ¸.•´¸.•*´¨) ¸.•*¨)

Carissima Mary del Carmen
I read your comment addresses of many blogs

not, I went GLOOGLE in the search engine but not given me any results.

I see that you have many blogs.
but I do not see the translator,

I would very pleased to read what they write, I hope that soon the places you and the translator which translates into Italian.

so I can comment on your writings

Hail caramente, a greeting from italy
Lina

¸.•´¸.•*´¨) ¸.•*¨) ¸.•´¸.•*´¨)
(¸.•´ (¸.•` * ¸.•´¸.•*´¨) ¸.•*¨)

»-(¯`v´¯)-»Ceci»-(¯`v´¯)-» dijo...

Que linda historia! Se nota que amas a tu abuela como yo amo a la mia... la tengo viviendo conmigo... y a pesar de que tengo 21 años ya! me sigue mal criando jajaja!

Un Besote!!! sigo recorriendo tus blogs!!

DLC dijo...

Hol:
vengo a agradecer tu visita y a prometer lectura detenida de este post y tus anteriores, en breve.
Saludos afectuosos.
Diana Laura

Hada Saltarina dijo...

Querida María del Carmen,
Cuánta agradezco tu visita a mi blog (espero que no te moleste el tuteo, pero lo hago por cariño no por falta de respeto)! Gracias a tu invitación he podido leer este hermoso relato que también a mí me ha llegado al alma, y me ha hecho llorar. Sabes? Una de mis abuelas se llamaba Matilde, y vino siendo muy pequeñita de la Argentina, donde sus padres habían emigrado, con la mala fortuna de morir al poco tiempo de llegar. ¡Qué historias, verdad?!

Un abrazo muy fuerte

Hada Saltarina dijo...

Querida María del Carmen,
Te estaba escribiendo un mensaje, cuando nuestra gatita pequeña, dió un coletazo, tocó el ratón (¡cómo no!) y creo que lo envió antes de que terminara de escribirlo. ¡Cosas que pasan!
Te decía, que leí tu mensaje y me emocionó otra vez. ¿Sabes? Otra de mis bisabuelas nació en Gualeguaychú, Entre Ríos. Caray!
Gracias por tu muy cariñosa invitación. Lo mismo cuando vengas por el Viejo Continente.
Ya estamos en contacto, si Dios quiere.
Un abrazo
Un beso

Luna Carmesi dijo...

En estas vidas han tantas vivencias que forman todo un entretejer de historias capaces de llenar muchos libros.

Saludos.

KLAU dijo...

MARIA DEL CARMEN ES UN GUSTO TENERLA EN MI ESPACIO.. TANTAS VECES LA HE CRUZADO POR CORAZONES TAN QUERIDOS EN COMUN__________________
TIENE MUCHO AMOR EN SU INTERIOR, COSA QUE AL MOMENTO YO NO SIENTO, ME ENCUENTRO ENFERMA Y LA LUCHA ES DURA

ESTOS ESPACIOS DONDE PONE UNO LAS HERIDAS EN REMOJO, DONDE HACE CATARSIS DE LO QUE QUEDA DEL ALMA, A VECES SIRVEN A VECES NO.

LE DEJO UN BESO MUY GRANDE Y UN GRAN AGRADECIMIENTO YA QUE UNA DAMA UNA BELLA PERSONA COMO UD NO DEBE ANDAR EN LA OSCURIDAD, UD ES LUZ MANTENGA SU ESPIRITU BELLO, SUS RECETAS EXQUISITAS QUE DELEITAN A ANTOS QUE SI SE MERECEN SU PALABRA

DE VERDAD
LE AGRADEZCO PROFUNDAMENTE SUS PALABRAS
BESOS
MILES
KLAU ♥

Amos de la Justicia dijo...

Hola
Muy linda la historia que contaste.
a mi tambien me hubiera gustado conocer la histria de mi abuela, la vi muy poco en mi vida lamentablemente.
me gusto tu blog, gacias por pasar por el mio. saludos.
Daniel

Perséfone dijo...

¿Qué sería de nuestras vidas sin las abuelas? Las debemos tanto y las queremos tan poco...

Me encantó este pequeño homenaje. Y seguro que a ella también.

Saludos.

azpeitia dijo...

Bellísima Historia con mayúsculas de lo que en la vida somos todos...emigrantes....vamos de un sitio a otro, de un ser querido a otro....es lo primero que leo, seguiré leyéndote...un abrazo de azpeitia

Gigi German dijo...

Que historia tan linda, tu ita era una mujer en todo el sentido de la palabra.

Tu espacio es bello, veo que tienes varios blogs, despacitoo sigo conociendote. Un beso, gracias por permitirme descubrirte,

Gigi

Hilda dijo...

Acabo de conocer tu blog... y estoy llorando a mares.

Qué historia la de tu abuela, por desgracia no fué la única.
En la Aturias y Galicia de primeros de siglo XX la necesidad y mas tarde la guerra, obligó a salir de los pueblos a mucha gente.

Cuántos se fueron que no volvieron, cuantas madres se quedaron llorando por su hijos y cuantos hijos lloraron para siempre a sus madres....

Un abrazo desde Asturias

Hilda

cibercuoca dijo...

Carmen, linda historia de tu abuela, como tantas de inmigrantes, de lucha, de dolor, de esfuerzo y de recompensas.
Yo también vivo en Villa Ballester.
Besos

Chela dijo...

Carmen, emotiva historía la de tu abuela. Me alegra que consiguiera al final poder volver a su tierra asturiana y luego regresa a Argentina con ese sueño cumplido.

La verdad es que los abuelos son una bendición y es una suerte haberles conocido y poder disfrutarlos.

Un saludo.

misdi dijo...

Maria: Agradezco las hermosas palabras dejadas en mi blog al igual que sus buenos deseos.
Hoy que visito por vez primera su blog, me siento muy conmovida por los relatos que ha hecho de su vida.La entiendo porque yo también he pasado lo mío, pero hace ya algún tiempo que tomé la decisión de pasar la página del diario de mi vida y vivir sólo el momento presente. El pasado sólo me quedó como aprendizaje, no me gusta hablar de él y del futuro no hago planes sólo doy gracias a Dios por cada instante que vivo cada hoy.....
Un abrazo, Misdi

Abedugu dijo...

Me alegra que me hayas proporcionado la dirección de este artículo en el que de una forma entrañable nos cuentas la biografía de tu abuela, una mujer por lo que veo valiente y maravillosa.
Un abrazo