domingo, 25 de octubre de 2009

La Niña y sus Juegos


Había una vez una niña a quien le gustaba mucho jugar. Su pasatiempo preferido era un juego de encastre, de ésos que traen un tablero de madera con figuras tridimensionales: un cubo, un triángulo, un cuadrado, una esfera, un rectángulo , soles y una estrella. Pasaba horas colocando las piezas en su lugar correcto, una y otra vez,y enesímas de las veces. Así permanecía sacándolas, mezclándolas y volviéndolas a colocar pero siempre encajandolo e estrella era la figura principal y hasta obsesiva en sus juegos.
Al crecer creyó que la vida era similar a sus juegos de infancia y los hobies y pasatiempo favorito, siguió haciendo lo mismo con la gente, encasillándola según sus propios parámetros en estrella fija,sin tener en cuenta los de ellos.
Con sus amistades habitualmente había quién encajaba de modo alguno en su modelo de triángulo o de cuadrado,o circulo, fueren con sus vecinos, compañeros de estudios o de trabajo. Ellos eran fáciles de incluir dentro de las formas que ella misma había creado.

El problema se sucito con la búsqueda de pareja dado que ella aspiraba a una estrella, pero no una cualquiera, sino la que se había imaginado desde pequeña en su infancia para su juego perfecto.
Estaba segura que iba a encontrar tal estrella porque desde temprana edad la ideó entonces podría volver a lograrlo.
Lo tenía pensado . Sabía que iba a ser grande, brillante y sincera.
Una vez pasó a su lado una estrella,alto, de ojos grises, cabello castaño sonrisa franca, pero no era lo suficientemente bonita para su modelo.
Otra vez también pasó alguien esbelto pero con sonrisa leve, y mirada profunda, y le dejo ir.
Una vez mas paso alguien atlético, con risa a flor de piel, comprensivo y tierno, pero le dejo por pensar que no iría a encajar en su estructura ideal del juego predeterminado desde su niñez.
Paso el tiempo.
Y al ver que el tiempo pasaba sin que llegara el encastre soñado y no había ni sol ni estrella para tal encaje decidió dar una oportunidad a otras piezas, eas que dejaba de lado en sus juegos por creerlas poco o nada atractivas comparadas con los soles y las estrellas.
Entonces coloco a quién era cuadrado y quiso hacerlo sol, en vano ha sido.
Coloco a triangulo en estrella. Peor le fue.
Desauciada tomo un cubo, un prisma., y todo lo que encontro, nada obtuvo!
Ha querido propiciarle el destino una oportunidad de presentarle un joven de luz, apuesto, elegante, con al ternura a flor de piel de suaves modales y franca mirada, al cuál acepto para encajarlo en la representación de áquel otrora su juego calzarlo en estrella o sol; a pesar del empeño puesto no tuvo éxito alguno.

El destino apiadandóse de ella le presenta un sol radiante ,es decir un joven sin defecto alguno, a quién no vio por estar ocupada en encajarle en estrella o sol tal como en su otrora infancia, hasta qu e sintió dentro de sí un calor que nunca había sentido,haciendo resaltar todas sus virtudes.
Entonces supo que la estrella de su niñez era un sol!
y el sol es una estrella!

Por tanto ver el árbol se pierde de ver el bosque.
A veces hay que mirar bien y observar mejor para aprender y aprhender !




LES DEJO A TODOS LOS QUE POR ESTOS LARES PASEN ESTA COMPOSICIÓN FLORAL PARA QUE ANIDE EN VUESTROS HOGARES RECORDANDO QUE EN ARGENTINA HAY QUIÉN LES DESEA PAZ Y AMOR.
CON CARIÑO
MARYCARMEN
*************************************************************
IR A
**********************************************************